“Escuchar a Bach por mero placer… también nos hace libres”